MEDITACIONES PARA LA PUESTA DEL SOL 2017

EN LA VENTANA 10/40 En 2015, 25 familias dejaron todo rumbo a lo desconocido. Toda la vida fue resumida en dos valijas, un pasaporte y los pasajes. Aunque tengan todo el soporte y el apoyo económico oficial de la Iglesia Adventista del Séptimo Día en América del Sur, están a millares de kilómetros distantes de los padres, de los demás familiares, de los amigos, de aquellos que hablan el mismo idioma y, además, de quienes conocen a Jesús.


Para el Viernes 1º de diciembre

ENCUENTRO SECRETO

“Serán aborrecidos por todos a causa de mi nombre, pero ni un solo cabello de su cabeza perecerá. Por su perseverancia salvarán sus vidas” (Luc. 21:17-19).

En el país en el que vivimos existe una costumbre muy curiosa. A la noche, las personas se reúnen en lugares abiertos para conversar, mientras toman té caliente en medio de un calor de 40ºC.

En cierta ocasión, mi amigo se aproximó a un grupo para vender uno de nuestros libros. Como nadie se interesó en su oferta, él dejó su número telefónico. Eso ya lo había hecho en otras ocasiones, pero las personas nunca lo habían llamado.

Sin embargo, esta vez, un muchacho entró en contacto, preguntando más sobre nuestra literatura. Él sabía que aquel trabajo era realizado por cristianos y deseaba más información. Eso era preocupante, pues si un morador de aquel país les decía a las autoridades locales que hay alguien predicando sobre Jesús o que está ofreciendo Biblias, tal persona puede ser apresada, deportada, castigada físicamente o hasta muerta.

Pero ¿cómo dejar a aquel muchacho sin las respuestas que tanto estaba buscando? El joven deseaba una Biblia, y entonces buscamos la manera para que tuviera acceso a una, escondido de su familia. A medida que la iba leyendo, más preguntas le surgían en su mente. Su interés lo motivaba a llamar por teléfono, de tal manera que fue necesario marcar un encuentro para responder tantas dudas. Decidí ir con mi amigo a ese estudio bíblico.

No era seguro indicarle dónde vivíamos ni ir a su casa. Encontrarse en un restaurante también fue descartado, hasta que decidimos simular un picnic en un parque con mucho movimiento de la ciudad. Aunque teníamos miedo, llegamos primero y nos quedamos esperando por nuestro interesado. Como nosotros, él también estaba temeroso.

El muchacho dijo que quería conocer la verdad por él mismo, sin la interferencia de otras personas. Por eso estaba leyendo toda la Biblia. Como su familia no podía saberlo, eran pocos los momentos que le dedicaba a la lectura.

Después de tres horas de conversación, llegó el momento de despedirnos. Entonces, lo invitamos para que orara con nosotros. Cuando terminamos de orar, con lágrimas en los ojos, el joven dijo que se había imaginado una oración con muchas repeticiones; diferente de la que había compartido. Aprovechamos a enseñarle que Dios nos escucha como a un amigo.

Todavía no sé cómo será nuestro próximo encuentro, pero sin duda alguna sucederá, porque el Espíritu Santo está actuando. Ora por nuestra seguridad y por la de nuestro amigo, para que podamos continuar estudiando la Biblia.

Tu fidelidad y tus oraciones los mantienen allá

DÓNDE ESTAMOS

La Iglesia Adventista del Séptimo Día de San Fernando está ubicada en calle Belgrano 1617, entre Necochea y Arenales.

Iglesia Adventista del Séptimo Día de San Fernando Contacto

CÓMO LLEGAR

Cómo llegar a la Iglesia Adventista del Séptimo Día de San Fernando Vea el mapa de Google

NUESTRAS REUNIONES

ESCUELA SABÁTICA

SÁBADO | 09:30 – 10:45

CULTO DE ADORACIÓN

SÁBADO | 11:00 - 12:00

ORACIÓN INTERCESORA

SÁBADO | 17:00 - 17:45

CULTO JOVEN

SÁBADO | 18:00 - 19:00

REUNIÓN DE ORACIÓN

MIÉRCOLES | 19:30 - 20:30

CLUB DE SALUD

JUEVES | 19:00 - 20:00

ADORACIÓN EN LAS PRIMERAS HORAS DEL SABADO

VIERNES | 19:30 - 20:30

Conocer Más Sobre Nuestras Reuniones